Boca del Río.- Las playas de la conurbación Veracruz Boca del Río registraron este viernes santo la afluencia de miles de visitantes en los diferentes puntos de diversión que ofrecen, principalmente, los siete y medio kilómetros de aguas del Golfo de México.

En cada uno de los sitios de recreo, los turistas encontraron un clima espléndido que les permitió disfrutar de sus playas, espectáculos musicales, concursos provocadores y sugestivos, así como de bellas mujeres.


El espectáculo que se vive en Veracruz es único, el ambiente, sus playas, su comida, pero sobre todo la hospitalidad de los jarochos es lo que más nos ha gustado, expresó la familia Guevara Reyes, originaria del estado de Durango y que este viernes disfrutaba de las playas de Mocambo.

 

El padre de la familia, Albín Guevara, comentó que es la primera vez que viene a Veracruz y que su pequeña hija de un año apenas conoció la playa. La señora Priscila Reyes de Guevara dijo que le ha encantado el ambiente de Veracruz. “Nos ha ido muy padre, todo se ve muy bien y se nota que las autoridades han trabajado mucho en la promoción porque hay mucha gente de vacaciones en esta zona”.

 

Lo que mayormente han disfrutado fueron las playas veracruzanas; “son muy lindas y no creemos que estén sucias, o al menos, no lo hemos visto en nuestra estancia”, acotó la duranguense.

 

Los integrantes de la familia Hernández López, procedentes de Progreso, al norte del estado de Veracruz, dicen que la han pasado muy bien y que prefieren este destino turístico para vacacionar “porque sus playas son muy bonitas y porque los veracruzanos son muy amables”.

 

Dalia Hernández dice que desde chicos, sus tres hermanos y ella vienen a la conurbación Veracruz-Boca del Río por el gran ambiente que se registra en las playas, además de que ahora se observa mucha seguridad y han constatado que las playas se encuentran limpias.

 

La afluencia de visitantes a los sitios turísticos de la conurbación también se incrementó sustancialmente en el Acuario de Veracruz. De acuerdo con el reporte del presidente del centro de diversión, Anselmo Estandía Colom, estimó una asistencia cercana a las tres mil visitas diarias.

 

Sin embargo, dijo que esperan que paulatinamente la asistencia para el fin de semana se incremente sustancialmente, alcanzando las 10 mil personas.

 

También dio a conocer que esperan que este repunte para el fin del periodo vacacional de Semana Santa supere las 20 mil visitas logradas en el pasado puente vacacional, sobre los atractivos para los turistas que visitan al acuario más grande de Latinoamérica, Estandía Colom dijo que en esta ocasión se ofrece a los visitantes la posibilidad de sumergirse en el tiburonario para darle de comer a los escualos, así como interactuar con los delfines.

 

En este caso, expuso que para lograr estas innovaciones se requiere que las personas interesadas en estar con estas especies reserven para programar la visita, con un costo adicional al boleto de entrada.