El pasado 19 de diciembre familiares y amigos de la cantante Jenni Rivera la despidieron en Los Angeles, en el Gibson Amphitheatre en un emotivo funeral llamado "graduación musical", en donde al parecer el espíritu de la cantante hizo acto de presencia.

El ataúd rojo de Rivera se veía en el escenario rodeado por innumerables rosas blancas; mientras imágenes de la cantante eran proyectadas en una gran pantalla.


El video muestra el momento en que el pastor Pedro Rivera Jr., hermano de la cantante, pronuncia emotivas palabras de despedida y una figura se coloca detrás de él, la cual se asemeja a la silueta de la “Diva de la Banda”.