La bellísima voleibolista brasileña Mari Paraíba aceptó una tentadora oferta de Playboy y se desnudó para la portada del mes de julio.

La repercusión de la producción fotográfica fue tan buena y ella se sintió tan cómoda que inclusive analiza dedicarse de lleno al modelaje dejando de lado su carrera deportiva.


“Al principio me sentí avergonzada, pero luego me solté.


El equipo me hizo sentir muy cómoda. Fue mi primer trabajo”, aseguró la jugadora del Minas Tenis Clube de la Superliga de Brasil.


“La sensualidad es una cosa hermosa. Si recibiera una nueva invitación, lo haría otra vez”, agregó.


Otra belleza que estará presente en Londres 2012.


fuente: ambito.com